dotb Durangaldeko Telebista

Un estudio constata una reducción de camiones en Neuri y Mendiola por las obras del TAV

Los datos de diciembre y enero apuntan también que el paso de vehículos pesados no genera afecciones a la circulación ni problemas de seguridad vial

ABADIÑO | El estudio encargado por el Ayuntamiento de Abadiño para verificar el cumplimiento de los aforos máximos de tráfico en los accesos a las obras del TAV en el municipio, indican que en los meses de diciembre y enero apenas se han producido desviaciones con respecto a los flujos máximos previstos de vehículos pesados. Los datos recogidos por los radares instalados constatan una importante reducción de camiones en el acceso de Neuri y Mendiola, con respecto a meses precedentes.    

En líneas generales, el informe concluye que el número de vehículos que circula por el acceso de Mendiola sigue disminuyendo, y el paso de vehículos pesados no genera afecciones a la circulación ni problemas de seguridad vial. En cuanto al acceso de Irazola los datos coinciden con el paso máximo recogido en el estudio previo de tráfico. Neuri por su parte, registra un paso superior de vehículos ligeros, pero se ha detenido la tendencia al alza de los pesados, por lo que no han generado problemas en el tráfico ni en la seguridad viaria de Abadiño.

El análisis detallado de los datos indica que en el punto de medición de Mendiola el máximo de vehículos pesados estimado se ha superado en dos franjas horarias –de 315– en diciembre, y en ninguna ocasión en enero, por lo tanto, en este acceso se están cumpliendo los máximos considerados, si bien es el vial que acumula un mayor paso de vehículos pesados. En todo caso, los datos indican que el número de vehículos que circulan por el acceso sigue una tendencia a la baja con respecto a los meses anteriormente analizados.

En cuanto al acceso de Irazola, se ha superado el máximo previsto en 4 franjas en diciembre –de 315– y 2 en enero –de 300– por lo que se siguen cumpliendo las consideraciones para vehículos pesados, con una media de 4 camiones al día en cada sentido. Por lo tanto, los máximos se superan en ocasiones muy puntuales y tampoco ha habido un aumento de tráfico.

Por último, el acceso de Neuri se fijó como un punto de especial atención por la tendencia al alza en el número de franjas en las que se superaba el máximo previsto y el número total de vehículos. En diciembre y enero el máximo se supera en 14 franjas, pero supone una mejora muy importante con respecto a meses previos en los que se superó hasta en 228 franjas (en agosto), lo que indica que las medidas correctoras están teniendo un efecto positivo. En este punto la media es de 9 vehículos pesados al día en cada sentido. Tanto el número de franjas en las que se supera el máximo como el paso total de vehículos pesados se ha reducido de forma significativa.

ANTECEDENTES | En las inmediaciones del municipio se están ejecutando obras del tren de alta velocidad correspondientes al tramo Abadiño – Atxondo. Existen varios accesos a los tajos desde el municipio que han supuesto nuevos tráficos asociados a las obras, en especial compuesto por vehículos pesados. Además de molestias en forma de ruidos, polvo, vibraciones y emisiones contaminantes, se preveía una afección a la seguridad vial. La propia UTE adjudicataria de las obras llevó a cabo un estudio de tráfico en la BI-3336, pero el Ayuntamiento de Abadiño encargo a una empresa la verificación del cumplimiento de las estimaciones realizadas y con el fin de conocer el tráfico real circulante por los principales accesos a las obras.

El objetivo es conocer anomalías en el tráfico circulante y tomar medidas a la mayor celeridad posible, de ahí que se ha diseñado un procedimiento específico que toma datos en continuo para establecer la comparativa con el modelo suministrado por la empresa contratista y poder establecer medidas correctoras. El sistema recoge las horas de paso y si se trata de vehículos ligeros o pesados.

El análisis se centra en los viales empleados como zona de paso por los vehículos que acceden a tajos y se emite un informe cada dos meses, por lo que los últimos datos son relativos a diciembre 2021 y enero 2022. Para llevar a cabo el control de aforos se han instalado radares en los tres accesos a las obras en curso –Neuri, Irazola y Mendiola–, con un sensor que recoge datos en tiempo real y los incorpora a una interfaz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.