dotb Durangaldeko Telebista

Los durangarras optan por recuperar para la ciudadanía los terrenos del antiguo trazado del tren

Los vecinos en los presupuestos participativos también han optado por iluminar Otamotzena, parques infantiles en San Fausto e Ibaizabal, un parque acuático en Tabira, abrir la ermita de Madalena para otros usos sociales, además de iluminar los pasos de cebra

Imagen de los terrenos del antiguo trazado del tren

DURANGO | El proyecto más votado de los Presupuestos Pariticipativos de 2023 ha sido para llevar a cabo la recuperación de los terenos del antiguo trazado del tren. Esta propuesta ha obtenido un respaldo de 470 puntos y el Ayuntamiento de Durango consignará los 200.000 euros en los presupuestos del año que viene para ejecutar este proyecto. La propuesta se basa en «derribar los muros del vial antiguo y diseñar un recorrido agradable. Instalar bancos, jardines verticales, etc., conectando con el
resto del municipio»

Según el informe técnico, la propuesta es viable su bien los terrenos corresponden al Gobierno vasco. Por lo que se precisaría de su autorización para llevar a cabo obras. De otro modo, habría que conseguir una cesión del suelo en favor del Ayuntamiento. Se asegura también en el informe que el coste para la adecuación de todo el espacio señalado superaría los 200.000 euros. No obstante, con esta cantidad se podría mejorar alguna zona más pequeña. «Por lo tanto, si se aprobara esta propuesta, y aunque el Ayuntamiento no proveyera de una partida mayor, se podría llevar a cabo la redacción del documento de ordenamiento del espacio y la adjudicación de las obras una vez obtenida la autorización del Gobierno vasco», asegura el informe municipal.

600.000 EUROS | Por otro lado, los Presupuestos Participativos de este año han supuesto una novedad, ya que además de un proyecto global (partida de 200.000 euros) se realizarán diferentes inversiones en seis zonas principales o barrios de la localidad (600.000 euros).

De esta forma, en San Roke se iluminará el parque Otamotzena y se colocarán nuevos columpios para niños y niñas. En San Fausto, por su parte, las y los durangarras han elegido hacer un nuevo parque infantil. También se ha decidido construir un nuevo parque infantil en el parque Ibaizabal del barrio de Landako. En Magdalena, en cambio, las y los durangarras han votado habilitar la ermita para usos sociales. En la zona del centro, en cambio, se ha optado por una mejor iluminación de los pasos de los pasos de cebra. En Tabira han elegido instalar un parque acuático para niños y jóvenes.

El proceso de este año se ha dividido en cuatro fases diferentes, en las que han participado un total de 1.469 vecinos y vecinas. En total, la ciudadanía ha podido elegir entre 69 proyectos.

“En esta cuarta edición hemos visto que los Presupuestos Participativos se han estabilizado y son percibidos por la ciudadanía como una herramienta útil para la mejora de Durango. Para este Ayuntamiento es muy importante dar voz a las y los durangueses y conocer sus opiniones, por lo que seguiremos poniendo los medios necesarios para fomentar la participación”, han señalado los concejales Iker Urkiza y Jorge Varela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.