EH Bildu de Elorrio: Catastro, PNV, tarde y mal

Carta remitida por EH Bildu de Elorrio

Catastro: PNV, tarde y mal

Aunque la Diputación Foral de Bizkaia por fin se haya decidido a actualizar el catastro, lo ha hecho tarde y mal. Para quien no lo sepa, el catastro influye muy mucho en las y los elorriarras, ya que es un valor clave a la hora de pagar el Impuesto de Bienes e Inmuebles, más conocido como IBI. El problema es que el catastro, en manos de la Diputación (PNV), lleva sin actualizarse desde hace 40 años, es decir, desde que se creo. Ese hecho demuestra la “buena” gestión en la que algún@s basan su discurso.

Nosotr@s también estamos de acuerdo en actualizar el catastro, ya que consideramos que está totalmente desfasado y perjudica notablemente a la mayoría de las y los vecinos. De todas formas, no cabe duda de que habría que haberlo hecho con anterioridad y sin prisas, para que dé tiempo a enmendar los numerosos errores que se han cometido. ¿Señor@s del PNV, tras 40 años sin hacerlo, por qué les entran ahora las prisas? No hubiera sido mejor hacerlo con calma y bien?

Veamos un hipotético EJEMPLO ocurrido en Elorrio para saber cómo nos afectará la actualización del catastro en el IBI:

Ane tiene un piso de 90 metros cuadrados comprado hace 40 años, cuyo valor catastral (que no es real ni de mercado porque no ha sido actualizado en 40 años) es de 10.000€. Mikel, amigo de Ane, ha comprado un piso nuevo situado en frente de ella y con las mismas características. De todas formas, su valor catastral asciende a 50.000€, ya que su valor ha sido determinado hace pocos años.

Para entenderlo mejor, el IBI es un impuesto que se paga en base a un porcentaje (tipo) que decide cada ayuntamiento y que se aplica al valor catastral (en manos de la Diputación). De este modo, si hasta ahora el tipo que aplicaba el ayuntamiento era, por ejemplo, del 1%, Ane pagaba 100€ de contribución (porque su valor catastral era de 10.000€) y Mikel, en cambio, 500 € (el suyo era 50.000€). En total, pagaban 600 euros al ayuntamiento que se destinaban a mantener los servicios municipales.

Siendo las dos viviendas de características similares, pongamos que la Diputación ha actualizado el valor del catastro de ambas a 80.000€ (en algunos casos lo ha subido hasta un 800%!). A partir de ahora, por tanto, ambos pagarían la misma cantidad de dinero en el IBI. ¿Pero, cuánto? Si el ayuntamiento siguiera aplicando un tipo del 1%, tendrían que pagar 800€ al año cada uno, lo que nos parece a todas luces excesivo.

Es por ello que el Ayuntamiento reducirá el tipo en la misma proporción que aumente el valor catastral global, de modo que la recaudación total al cabo del año siga siendo la misma que hasta ahora. Siguiendo el ejemplo citado, si el nuevo tipo municipal quedara, por ejemplo, en el 0,38%, tanto Ane como Mikel pasarían a pagar poco más de 300€. Así, aunque el Ayuntamiento seguiría recaudando lo mismo (600 euros), la carga se repartiría más equitativamente entre las y los vecinos.

De cualquier modo, seguro que Ane se quejará de tener que pagar bastante más que hasta ahora (un 300% más), y Mikel no se quejará porque le han bajado el IBI, pero es él quien hasta ahora ha estado pagando más de manera injusta.

Peticiones a la Diputación
El mayor problema que tenemos como equipo de gobierno en el ayuntamiento de Elorrio es que no tenemos capacidad de responder a todas las dudas que tienen los ciudadanos a raíz de la notificación del nuevo valor del catastro, porque ni lo decidimos nosotr@s, ni podemos cambiarlo, ni tampoco corregir los errores que se han cometido (cosa de las prisas de algun@s tras 40 años cruzados de brazos).

Como equipo de gobierno del Ayuntamiento de Elorrio hemos cumplido con todas las peticiones que nos ha hecho la Diputación aún sabiendo que lo han hecho de una forma chapucera. Además, hemos ofrecido a la Diputación una oficina en el ayuntamiento para que pueda atender a las y los elorriarras directamente, cosa que ha rechazado en dos ocasiones. Tristemente, de momento no podemos más que remitir a la gente a la oficina que han abierto en Durango y en donde se limpian las manos y echan directamente los balones fuera, incluso afirmando que son los Ayuntamientos los que deciden cuánto se cobra en dicho impuesto, cosa que no es verdad, ya que ell@s saben mejor que nadie que existen muchas variables.

Rápido en lugar de bien
Tal y como hemos dicho anteriormente, creemos que la actualización del catastro era necesaria, ya que había una gran parte de elorriarras que pagaba más que lo que le correspondía. Pero, por otro lado, entendemos la preocupación de las y los vecinos a los que de un plumazo les ha subido su valor catastral, ya que creemos que esas subidas hubiesen tenido que ser progresivas durante estos últimos 40 años.

Lo peor de todo este proceso es que lo están haciendo rápido en lugar de bien, y esto dará lugar a numerosos errores que no se van a poder enmendar.

Por lo tanto, desde EH Bildu de Elorrio queremos hacer saber que no vamos a tolerar que no se diga la verdad a las y los elorriarras por parte de quienes no han respondido a sus obligaciones durante estos 40 años.

DOTB

Durangaldeko Informazioa eta Albisteak. Información y Noticias de Durangaldea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.